El uso de las redes en la era tecnológica

Jul 25th, 2011 | By admin | Category: Artículos

Por: Minerva Hernández García

minerhe@yahoo.com

Periodista.

Academia Dominicana de la Lengua

República Dominicana

  

Es una gran marea comunicacional que existe en el presente de la que resulta imposible sustraerse. Todos los medios, escritos, radiales y televisivos; los establecimientos comerciales y todas las organizaciones de cualquier índole,  tienen en común que son poseedores de una cuenta en algunas o todas las redes sociales existentes, siempre invitando a seguirles. Son muchas las plataformas como google, facebook, twiter, blogs, podcast y otros más. Los teléfonos celulares o móviles ya no son simples, se usan para leer libros electrónicos y estar conectados a Internet en todo momento: estamos viviendo la era cibernética o tecnológica.  Se relega muchas veces el contacto físico por la comunicación digital. Esto ocurre solo para unos pocos porque la gran masa, que son las mayorías, no tiene acceso digital. Es la gran brecha, para ellos lo único son las ondas hertzianas que son gratuitas.

 Es preciso ser cautelosos para no convertirnos en adictos cibernéticos y  para sí aprovechar las facilidades y rapidez inmediata de las nuevas tecnologías. Los grandes avances en la comunicación nos permiten en un tiempo récord estar en contacto inmediato de un lado al otro del mundo: es una gran verdad indiscutible. Ahora bien, eso plantea un gran peligro, porque no sabemos quién está al otro lado en la red y los más susceptibles son los niños y jóvenes que no tienen el discernimiento necesario para ver más allá de las simples apariencias, pero no solo los menores, también los adultos deben ser prudentes. Se han publicado innumerables noticias de personas que han sido engañadas, abusadas, desaparecidas y lamentablemente muertas, por insanos que han hecho uso de las redes sociales para llevar a cabo sus malévolos pensamientos y planes con un trágico final.

Esa gran posibilidad de las nuevas tecnologías y redes sociales de llegar a una inmensa cantidad de público de países en distintos puntos del globo terráqueo tiene el peligro de poder crear falsos ídolos solo por la moda y hacernos partícipes de corrientes malsanas. Existe la otra cara de la moneda, que es la posibilidad  de  que las buenas noticias, con importancia, trascendencia,  alentadoras, estimulantes y positivas se transmitan rápido en forma masiva para todo público. Nosotros los comunicadores somos los primeros llamados a usar la tecnología de forma distinta enalteciendo al ser humano y propiciando el crecimiento y uso de nuestros mejores valores.   También es necesario crear redes de personas que cuidemos el lenguaje en los medios cibernéticos, donde se ha generalizado un descuido y mal uso del lenguaje de Cervantes.

 Otra gran oportunidad que existe es la de evangelizar por los medios electrónicos porque llegan a muchos y más lejos al mismo tiempo. Los mensajes en las redes abundan en contenido vacío y superficial, lo que nos favorece como circunstancia para crear mensajes estimulantes, esperanzadores e inspiradores de paz y armonía  que tanta falta nos hace.

 Los adelantos cibernéticos con las nuevas tecnologías son una gran oportunidad para una comunicación más plena y completa, siempre y cuando se usen con parámetros establecidos, cuidando el lenguaje y el contenido que se expone. En mi país, República Dominicana, es alarmante la adicción a estar permanentemente conectados y se hace necesario concienciar a todos del uso medido de la tecnología, ser vigilantes de niños y jóvenes, para no permitir dejarse arrastrar por las corrientes e invertir el tiempo en la red de manera productiva y beneficiosa.

Leave a Comment